HAY UNA MENTIRA QUE ME HA CONVENCIDO PARA SIEMPRE Y ES QUE ESCRIBIR SIRVE DE ALGO

Ardidos

Le dije a él "tenemos que marcharnos ya, pon la de vagabundear y otras dos así y te convences ya del todo, y mañana nos vamos, yo cuando era guaja, cada vez que la escuchaba me ardía el corazón, hacía la mochila y me marchaba, infalible, aunque luego tuviera que volver llena de moratones"

No hay comentarios:

Publicar un comentario