HAY UNA MENTIRA QUE ME HA CONVENCIDO PARA SIEMPRE Y ES QUE ESCRIBIR SIRVE DE ALGO

Ardidos

es en modo demo
todavía no has cortado el cable
no has elegido nada
no te deshuesaste de amor ni de ausencia, por ninguna de esas grietas

todavía
es mover y sacar los grumos más sólidos del atasque
de ese desagüe del cúmulo del soy y no toqué a los ciervos en la letanía

todavía
sólo es una canción horrible en el ensayo de los papeles rotos
tentando en las puertas, una silla detrás de la fila con su beso-arándano echando gasolina por las sombras que quisieron imponer la certeza de su agujero

no cargues la posesión de un suelo
esto sólo es helio
no habrás dejado tus huellas dactilares en la cama de sangre
no habrán caído en los lirios los cadáveres de ningún sueño

sólo estamos probando
botas y ladrillos y botellas y esquelas y despedidas, en la hoguera

probando la acústica de tu gota de sangre en mi cuerpo

removiendo en las conexiones la profanación de su error
la llamada de su caos bajo el desierto desteñido en tus párpados

no vayas a llorarlo
no vayas a sufrirlo como tuyo
es una probabilidad, es un astilla en la oquedad del cubismo jugando a los mástiles y a los robos

es el adulterio de un verso
eligiendo el cuchillo de la puta antes que,

tal vez olía a podrido... pero es el afilar de la tijera del verbo atado
deja que caigan los trenes en las rutas de la nieve hasta el acantilado

no eres tú, no soy yo, no es por la vida ni es por la muerte

No hay comentarios:

Publicar un comentario