HAY UNA MENTIRA QUE ME HA CONVENCIDO PARA SIEMPRE Y ES QUE ESCRIBIR SIRVE DE ALGO

Ardidos

Ahora voy a salir con Kavka. Tal vez hacia el río. Con las alas de plata quemada de diciembre amango algo que aún no ha nacido, yéndome a sus brazos y mástiles aunque la palabra tarde más.

No hay comentarios:

Publicar un comentario