HAY UNA MENTIRA QUE ME HA CONVENCIDO PARA SIEMPRE Y ES QUE ESCRIBIR SIRVE DE ALGO

Ardidos

acaba de empezar a nevar y lo hace furiosamente... creo que por la noche no nevó.. porque la helada no dejó formarse la nieve... es bella la nieve, me calma tu epístola congelada donde nunca seremos.. no importa lo que gastaste de tiempo y camino en mis barracones, ni dónde fue la lágrima, ni por qué no pudo devolvernos cierzo entre juncos, da igual quién se quedó con la dirección y llenó el buzón de hielo o de aire... hay preguntas que no hay que hacerse cuando el temporal ha destruido nuestras casas.. que lo recoja el mirlo, el desangramiento de su savia en los cuchillos de tu piano, que nos deje en paz cuando hay que seguir escalando el absurdo y drenando la deriva del corazón

No hay comentarios:

Publicar un comentario