HAY UNA MENTIRA QUE ME HA CONVENCIDO PARA SIEMPRE Y ES QUE ESCRIBIR SIRVE DE ALGO

Ardidos

Kavka sigue durmiendo. Hoy no me despertó él. Él siempre está contento, siempre parece que se ríe. Es pura vida y te la devuelve cuando sientes que nada merece la pena. Ayer yo me acosté muy pronto porque no soporto la existencia cuando no tengo ganas de escribir. Dejé de escribir sobre las 6 de la tarde. Me dio una náusea. Iba a hacer un videopoema, lo quería hacer de otro modo, usando la escena e inspirándome en ella, era una escena de abstracción donde la imagen se difuminaba por culpa del foco y la profundidad y luego se volvía a estabilizar  y a descubrir el objeto y así varias veces.. me inspiró al verlo.. lo sentí una metáfora existencialista que me punzaba en lo que más me dolía. Pero me puse a escribir en un papel, dos versos que taché hasta desgarrar la hoja. Y desde entonces no quise escribir. Me dio el vómito contra lo nombrado, contra mí, contra la soledad de los callejones momificados en la flor que muere.

No hay comentarios:

Publicar un comentario