HAY UNA MENTIRA QUE ME HA CONVENCIDO PARA SIEMPRE Y ES QUE ESCRIBIR SIRVE DE ALGO

Ardidos

Kavka.. suele ir a jugar con todo el mundo que se cruza en su camino. Yo estoy enseñándole a venir a la llamada, y me suele hacer caso la mayor parte de las veces, pero como ya haya cogido carrerilla hacia alguien no viene. Y aquí en la ciudad hay muchos pijos urbanitas que les molestan los perros. Hoy me crucé con un hombre al que se le avalanzó el perro, pero luego él lo acarició y me contó que tenía tres perros. Le conté el problema. Y me dijo ¿pero a quién le puede molestar un perrin? Y le dije "a los tontos y los hay a cientos" Y sonrió. Tendría unos 50 años, barba y pelo blanco, medio largo, con boina, era un señor muy agradable. Y luego seguimos caminando, y pasaba una mujer muy arreglada y el perro se le acercó corriendo, creo que ella medio se asustó y se sintió muy ofendida, le lanzó una patada al aire a Kavka y él se lo tomó como un juego e insistió... y fui a por él, le dije "perdona, es un cachorro y aún juega con todo"... Y ella empezó a decir que le había clavado las uñas y que igual le había roto los pantalones. Y a mí se me pegó una sonrisa en la cara.. (y ya no le dije más) por la absurdez, por sentir la degeneración de los urbanitas. Les molestan los perros y las palomas y los niños que traen la algarabía y la gente que toca música en la calle y ríe alto, los que se bañan desnudos, los que andan sin camisa en verano... los que se sientan en los suelos y prefieren beber y cantar debajo de los árboles que en los bares, les molesta todo lo espontáneo, todo lo vivo que sigue su propia ley.........., pero luego son sumisos hasta la indignidad con los gobiernos corruptos y la autoridad de los capitalistas o los jefes que les explotan. Y se fue reburdiando y se paraba para investigar su ropa y miraba hacia atrás para nosotros.

No hay comentarios:

Publicar un comentario