HAY UNA MENTIRA QUE ME HA CONVENCIDO PARA SIEMPRE Y ES QUE ESCRIBIR SIRVE DE ALGO

Ardidos

Me despierto....  estaba soñando algo muy bello, muy ausente, sin sonido ni palabras ni imágenes. Pero construía algo hermoso donde quedarse.
Antes me había levantado pero era completamente de noche y tenía sueño. Entonces me desperté con el pensamiento recurrente de que X. es un problema en mi vida, su presencia es nociva para mi escritura, para mi evolución. Y eso me causa algo de desasosiego. Una encrucijada. Un fruto de fuego en mi soledad. 
Tengo que irme. Acá se aja mi búsqueda. Hay una herida de naufragio, de antivida, Algo que se roe en el paisaje y se entrega a la destrucción. Algo que me expulsa de mi introspección. Algo que me causa un sufrimiento de la desesperanza.

No hay comentarios:

Publicar un comentario