HAY UNA MENTIRA QUE ME HA CONVENCIDO PARA SIEMPRE Y ES QUE ESCRIBIR SIRVE DE ALGO

Ardidos

Creo que debería haber seguido.... Ahora me arrepiento de haberme dado la vuelta. Creo que el mensaje estaba si hubiera cruzado. Me asusté y me asustó el miedo del perro y lo desconocido. De algún modo mi corazón estaba invocando algo extraordinario... entre lo vivo y lo muerto.... hoy tocando el tambor.. también llegué a un umbral de esos... Yo no sentí que hubiera un lobo o otro animal allí. Sentí otra cosa muy extraña. Y cuando eso lo que fuera qué, apareció, me asusté. No debi asustarme. Pero tuve un instinto de seguir al perro. Nunca lo vi asustado. Y ladraba de un modo perturbante. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario