HAY UNA MENTIRA QUE ME HA CONVENCIDO PARA SIEMPRE Y ES QUE ESCRIBIR SIRVE DE ALGO

Ardidos

Echo de menos a la abuela. Todos nos moriremos. Saberlo, provoca un incendio en los pasos que se dejan en el camino. No importa lo que hiciste con el tiempo, sólo lo que hiciste por el Imposible. Da igual los huertos, las palabras, los lugares de la tierra. Sólo lo que ardió sobre el viento, lo que te hizo tan feliz que olvidaste que estabas vivo y que existía el espacio.

No hay comentarios:

Publicar un comentario