HAY UNA MENTIRA QUE ME HA CONVENCIDO PARA SIEMPRE Y ES QUE ESCRIBIR SIRVE DE ALGO

Ardidos

Llego ahora, algo cansada.... he estado no sé bien dónde... en una especie de primavera invicta y alejanada... Dentro de un rato me iré con el perro.... sin prisa, a dormirnos en la hierba, a beber el río con los violines que se perdieron en la distancia y a amar, aunque estemos muy lejos y ningún verbo haga cuerpo ni aquí, ni intercambio.

No hay comentarios:

Publicar un comentario