HAY UNA MENTIRA QUE ME HA CONVENCIDO PARA SIEMPRE Y ES QUE ESCRIBIR SIRVE DE ALGO

Ardidos

Tengo sueño pero estoy un poco inquieta. He estado recitando poemas-anacolutos.. repitiendo frases mal formadas que a veces generaban la poesía. Me he sentido flotar absurda. Hoy estoy muy cansada para pensar palabras con sentido, hoy el supuesto sentido, sólo me es un fantasma y todo lo que digo lo usaré en mi contra. Y sin embargo escribo con la antagonia de lo que acabo de escribir. Es la máscara de actor de los que escriben. Quiero ir a otro lugar de mí misma. Evitar el significado. Evitar la imagen. La búsqueda. El verbo. Por eso ahora voy a tocar un poco el tambor, cuando acabe el cigarrillo. Creo que estoy cansada de haber sido tan feliz sin hacer ni pensar ni buscar nada. Mi mente no está acostumbrada ni al silencio ni a la felicidad. Y tal vez mi pensamiento tiene muchos prejuicios frente al vacío. Me pone en alerta cuando desaparece como si algo fuera mal. Como si los manicomios encendiaran las cachimbas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario