HAY UNA MENTIRA QUE ME HA CONVENCIDO PARA SIEMPRE Y ES QUE ESCRIBIR SIRVE DE ALGO

Ardidos

He estado en el patio... al sol... Con ese silencio preñado.... he estado paseando entre la hierba, viendo con alegría como vuelven a brotar las flores y se guardan en el puño... a punto de parirse a sí mismas. Y justo ahora acabo de tener un deja vu, la sensación de que alguna vez escribí esto mismo, y tuve también un deja vu, vi un lugar de Cantabria, al lado de la mar. Vi un sueño que tuve o algo que viví, no estoy segura. Cuando estaba en el patio... pensé en el abuelo.. pensé que lo hubiera gustado un día tan cálido de marzo... con las flores naciendo. Pensé que el murió a principios de abril.. y hacía mucho frío, se había detenido el invierno junto al abuelo. Pensé que yo un día moriré y la primavera seguirá brotando canciones que tal vez ya no pueda oir.

No hay comentarios:

Publicar un comentario