HAY UNA MENTIRA QUE ME HA CONVENCIDO PARA SIEMPRE Y ES QUE ESCRIBIR SIRVE DE ALGO

Ardidos

Me despierto... todavía es de noche. Todo está muy silencioso. He estado muy inquieta. He tenido sueños importantes, como bucles que se volteaban en una grieta. Algo muy ardiente y loco. Estoy en un lugar extraño.... hay un fruto que arde en mis entrañas. Una profunda atracción a un precipicio, a algo desconocido. Algo salvaje de lo que tengo que alejarme unos cuantos días y volver a la sinfonola del silencio y de la luz perpendicular del rocío sobre tus papeles.

No hay comentarios:

Publicar un comentario