HAY UNA MENTIRA QUE ME HA CONVENCIDO PARA SIEMPRE Y ES QUE ESCRIBIR SIRVE DE ALGO

Ardidos

Me dormí muy profundo. Soñaba algo muy bello, reparador, creo que al principio era una ebriedad del pensamiento y del corazón... como un exorcismo de muchas cosas de mi pasado y yo estaba feliz, eufórica.... y luego apareció un papel escrito que caía de una pared gris, una pared que tenía cagadas de golondrinas y ponía "el alcohol es un depresor-represor" y en mi sueño tuve miedo de seguir bebiendo... o me dio pena o no sé.. pensé que se había utilizado para que el pueblo no se levantara... y empecé a sentirme confusa en mi sueño. Y ahí me desperté. 
Tal vez mi sueño... era porque hoy bebí muchas cervezas... y de algún modo mi mente había regresionado a tantas borracheras del pasado... y aunque al principio el estado ebrio en mi sueño era mágico, podía volverse todo lo contrario.

No hay comentarios:

Publicar un comentario