HAY UNA MENTIRA QUE ME HA CONVENCIDO PARA SIEMPRE Y ES QUE ESCRIBIR SIRVE DE ALGO

Ardidos

Recordé ahora... una tarde... era invierno, era la época de navidad... yo iba con dos colegas que había conocido en el manicomio... por el centro, por la Calle Ancha. y había unos chicos del 15 M con un altavoz... y hablaban para despertar conciencias, nos pararon y nos dijeron que sí queríamos decir algo, lo que pensábamos de cómo iban las cosas, de cómo debían ir, los problemas qué veíamos en el país o lo que quisiéramos... y yo cogí el altavoz y empecé a gritar contra la multitud y sus pasos y su forma de caminar y su indiferencia y su frio y qué se yo gritos medio poéticos... y en eso vino un policía, porque yo gritaba a pleno pulmón...y empezó a pedir el DNI, y yo empecé a defender el derecho de expresión y qué que ilegalidad habíamos cometido para que viniera que si no tenía algo mejor qué hacer, que mirara a su alrededor haber dónde estaban los verdaderos problemas de la gente..... y él dijo que es "contaminación acústica y ruidos en la vía pública" o algo así, yo le dije "mucha más contaminación acústica son los putos altavoces que tiene el corte inglés por fuera y esos horribles villancicos que nos obligan a escuchar y lo tienen en la calle que es de todos y nadie va a quitárselos". Los dos chicos del 15M me hicieron gestos para que callara. Y le dijeron a la policía que ya se iban a ir de allí. Y todo acabó así. Yo me sentí un poco deprimida.

No hay comentarios:

Publicar un comentario