HAY UNA MENTIRA QUE ME HA CONVENCIDO PARA SIEMPRE Y ES QUE ESCRIBIR SIRVE DE ALGO

Ardidos

La vida es muy bella. Es tan bella que te atormenta sin piedad si estás perdiendo su tiempo y sus sueños, sus balas y sus barcos piratas, sus canciones y sus noches sin fin. Es porque es tan bella, que se hace insoportable vivirla sin libertad, sin la luna ahora mismo en el cáliz y en las orejas. Sin toda la mar detrás. Sin el amor como molotov y como astro destiñiéndonos todas las palabras. Porque es mágica se hace insoportable y enferma en los cánones del sistema y su cultura del dólar y la caja cuadrada. Porque es salvaje, necesita todos los universos, sin mesura, sin ley, sin medias tintas, sin condicionales. Porque es divina y profana, dramaturga y anarquista, insondable, no perdona nunca vivir a cuentagotas, ni huchas, ni quimeras, ni palacios, ni marca registrada, ni moda, ni dogma, ni jaula ni oficina ni obediencia. Porque es tan hechicera, nos necesita locos, nos necesita magos, kamikaces de sueños y pasiones, vehementes vagabundos de su canto imposible, acróbatas de su absenta y su veneno, enamorados, defensores a ultranza de su ingobernabilidad y jaurías. Nos necesita poemas y barriosbajos, a pesar de que ya ha jurado abandonarnos a la muerte, nos necesita fe de lobos y de rayos, en su belleza, en su risa, en su targo.
Aunque nos haya metido en manicomios y fangos, velorios y casas en ruinas, pobreza, pérdida, ausencia y gritos sordomudos de volcán que agoniza. Ella merece un baile mucho más incendiado, desde el polvo de los huesos, a la anchura del cosmos. Porque no duele nada en la tierra, a pesar de todos los pesares, si se defiende hasta morir si es preciso la risa invicta y ácrata de la vida. No hay muerte, ni tristeza que pueda derrocarnos, si en los brazos de la vida, somos agua y gasolina, semilla y taconeo, rock y amor de su amor. Trinchera y kalasnikov de su felicidad. Incorruptibles ante su orgasmo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario